3 consejos vitales para tu huerto urbano

En los últimos tiempos se ha extendido la moda de tener un huerto urbano en casa y es que ocupa menos espacio del que se pudiera pensar en un primer momento. Sin embargo, no es menos cierto que cuando llega el verano, hay que tener un poco más de cuidado con el huerto: hay problemas acuciantes a señalar, por ejemplo, cómo regar en vacaciones si no estás en casa, qué plantar en verano, o qué cuidados debemos tener frente a la potente luz del sol. Un artículo orientado al huerto urbano para ayudarte a cultivar mejor las hortalizas en la época estival.

Empezamos pues con el primer consejo: las semillas o plantas pequeñas que plantar en verano. Esta temporada de primavera – verano es perfecta para muchas plantas que necesitan mucho sol y temperaturas altas que vamos a enumerar a continuación.

  • Lechuga: la lechuga es la reina de las ensaladas y es una excelente guarnición para acompañar los platos de carne o de pescado. Hay diferentes variedades. Escoge la que más te guste por su sabor y su textura y a disfrutar de un vegetal de lo más saludable.
  • Berenjena: una hortaliza de lo más sabrosa que queda ideal si la rellenas con carne con tomate y cebolla picada, al estilo boloñesa. Cultiva tus berenjenas en el huerto urbano y a disfrutar.
  • Pimientos: los pimientos también pueden utilizarse en la receta previa para condimentar un poco más la boloñesa, pero además se pueden utilizar en una pizza, en una ensalada o como crudités para un hummus de lo más saludable.
  • Espinacas: las espinacas eran la verdura preferida de Popeye porque le daban energía extra para salvar a Olivia. Lo cierto es que las espinacas en el mundo real están de maravilla rehogadas o refritas con ajo.

4 ideas para cultivar en septiembre

  • Calabacín: el calabacín es una hortaliza muy buena que queda deliciosa pasándola por huevo y harina y rebozándola con una fina capa.
  • Tomates: los tomates están muy de moda en las ensaladas veraniegas y tanto el normal de rama, como los Cherry, como los de Barbastro son un acompañamiento muy sano y sabroso para cualquier tipo de plato.
  • Judías verdes: la estrella de las verduras. Se degustan con patatas y un ajo picado, sin olvidarnos del fino chorro de aceite.
  • Zanahoria: terminamos con la hortaliza preferida de Bugs Bunnie, que es perfecta para ensaladas o para crudités, así como un tentempié saludable a cualquier hora del día.

 

El segundo consejo se trata de facilitaros algunas ideas para regar el huerto cuando estáis de vacaciones.

El método de la botella es el más rudimentario y se recomienda utilizar una botella pequeña para no encharcar en exceso el huerto. Solo sirve para pequeños puentes y no se recomienda para vacaciones de dos semanas. El procedimiento es muy sencillo. Se agujerea con un alfiler el tape de una botella, se llena de agua y se coloca boca abajo en el huerto, con el tape completamente enterrado. El agua irá saliendo de forma paulatina y así nuestro huerto se mantendrá húmedo durante nuestra ausencia.

El sistema de cordones consiste en colocar un cubo de agua cerca del huerto urbano y hacer que unos cordones vayan de forma horizontal desde el agua del tuvo hasta el sustrato de nuestro huerto. El cordón se empapará y el agua ascenderá lentamente hasta posarse con suavidad en la tierra.

Terminamos con un programador de riego, que se puede adquirir por internet, y que es el sistema más profesional y el recomendado para las vacaciones largas. Su precio va desde moderado hasta elevado en sus versiones con mayor número de prestaciones.

Pasos para tener tu huerto urbano en casa

La luz del sol excesiva: la gran enemiga en muchas ocasiones

El último consejo es cómo cuidar nuestro huerto urbano en verano y protegerlo de la luz del sol.

Para dificultar la evaporación del agua, que se acelera con las altas temperaturas, deberemos crear una cobertura sobre el suelo de nuestro huerto con cortezas de árboles, lo que facilita que el sustrato se mantenga húmedo en los días de calor abrasador.

Por otro lado, si no quieres rajar los frutos, hay que regar el huerto en las horas más frescas de la jornada, especialmente en los días en los que sube más alto el mercurio.

Por último, debemos proteger a las hortalizas del exceso de sol, porque la irradiación puede dañarlas. Se puede disponer una malla en forma de toldo, pero evitando que una sombra exagerada fuerce a las plantas a sentirse decaídas y sin energía. Hay que encontrar el punto intermedio para sacar el máximo partido.

Queda claro que se puede disfrutar de un huerto en verano a pleno rendimiento si seguimos esta serie de consejos, incluso cuando nos vayamos de vacaciones. Ahora solo queda aplicar estas recomendaciones y ver la evolución de las nuestras hortalizas que hemos plantado con la llegada del calor.

Categorías
Lifestyle
Compartir

Todo lo que necesitas en un solo espacio