5 pueblos de Aragón en los que pasar un bonito fin de semana

Las escapadas en familia son la salsa del verano y en el artículo de hoy os vamos a proponer 5 pueblos en los que pasar un bonito fin de semana disfrutando de la gastronomía, del rico y extenso patrimonio cultural de nuestra comunidad autónoma y de los fabulosos enclaves naturales que los rodean.

 

Comenzamos en la provincia de Zaragoza en la que os hemos seleccionado dos villas muy pintorescas y cargadas de historia:

  • Anento: este pueblo está situado en Campo de Romanos, que pertenece a la Comarca de Campo de Daroca, a unos 80 kilómetros de Zaragoza. El principal reclamo de esta villa es el Aguallueve: una cascada natural sobre roca y musgo que deja sin palabras al visitante tanto en verano, como cuando se congela con las frías temperaturas del invierno. Para llegar a ella se recomienda hacer una ruta circular de unos 2 kilómetros que arranca en la Oficina de Turismo del pueblo. Aparte de esa preciosidad natural, son reseñables sus callejuelas y travesías, su castillo, el retablo de San Blas en la iglesia, y el torreón. Anento es  un gran desconocido para muchos, pero pertenece desde 2015 a la elitista lista de pueblos más bonitos de España.

 

  • Tarazona: la ciudad del Cipotegato va a volver a vivir un verano atípico sin la característica guerra de tomates que cada agosto baña el centro histórico de la villa. Pero eso no significa que Tarazona no tenga otras muchas experiencias que ofrecer a sus visitantes. Para visitar en la ciudad hay que subrayar la Catedral Santa María de la Huerta, recorrer la judería, acercarse a la Plaza de Toros vieja y callejear por la zona medieval del barrio de Cinto, ubicada en una colina y en la que destacan las casas colgadas. Además, no podemos olvidarnos del Palacio Episcopal y el Salón de los Obispos. En cuanto a su riqueza gastronómica, hay que mencionar al restaurante Saboya. Ofrece un menú degustación trufado que hará las delicias de los amantes de la tuber melanosporum o aestivum. En cuanto a posibles salidas al medio natural, muy cerca se halla el imponente macizo del Moncayo, punto culminante del Sistema Ibérico con sus 2314 metros de altitud. Por la ruta normal durante los meses de verano no entraña ninguna dificultad y tiene un sendero muy bien señalizado, aunque cuidado con la niebla ya que puede jugar una mala pasada. Se puede comenzar la ascensión en el centro de interpretación de Agramonte o en el Santuario de la Virgen del Moncayo (esta última es la recomendada si vamos a ascender con niños de 11-12 años, ya que hay un menor desnivel).

 

Teruel existe

  • Turno ahora para la provincia de Teruel, en donde vamos a acercarnos al sur de la comunidad autónoma para visitar Albarracín. Es el pueblo más bonito de Aragón para muchas personas y se ubica, como decíamos, en la región más meridional de la provincia de Teruel. El casco antiguo de Albarracín no requiere apenas presentación, pues sus callejuelas y sus casas mantienen todo el encanto de los siglos XVI y XVII. El Alcázar Andalusí y la Catedral del Salvador de Teruel, así como el mirador de la Plaza Mayor son imprescindibles. También recomiendan recorrer su largas y amplias murallas. En los alrededores destacan las rutas a pie por los Pinares de Rodeno, que es un bosque con accidentes geológicos realmente impresionante. También hay que destacar la cascada de Calomarde. Cuando baja con abundante caudal es un espectáculo visual y sonoro. Como apunte final, de regreso a la villa, la casa de los Pérez Toyuela, con su pintoresca esquina y sus fachadas a dos niveles.
5 pueblos de Aragón en los que pasar un bonito fin de semana
Albarracín de noche. Fuente: buenaruta.es

El corazón del Pirineo

Nos trasladamos ahora a la provincia más septentrional de Aragón, la de Huesca, en la que señalamos dos pueblos preciosos como opción para pasar un fin de semana en familia: Aínsa y Alquezar.

  • Aínsa: esta villa del Pirineo es una de las más bellas de la cordillera y atesora un imponente conjunto arquitectónico entre los que destacan la Iglesia, el Castillo y su Plaza Mayor. E incluye dos museos muy interesantes: el Museo de oficios y artes tradicional y el Museo de alfarería tradicional aragonesa. En el aspecto gastronómico destaca por su restaurante Callizo, galardonado este mismo año con la ansiada estrella Michelín que llevaban años persiguiendo con trabajo y tesón. Y si lo que buscas es algo más económico, el tapeo de esta villa medieval también tiene mucha fama ganada a pulso. Para los amantes de la alta montaña, se recomienda subir la Peña Montañesa, un pico sencillo, aunque exigente a nivel físico.

 

  • Alquézar: en esta ciudad del este de la provincia destaca tanto la Colegiata de Santa María la Mayor como la Iglesia Parroquial de San Miguel Arcángel. Sin embargo, no solo estos dos puntos icónicos exigen visita porque tanto el casco antiguo y sus callejas estrechas, como el Museo etnológico Casa Fabián contribuyen a que Alquézar sea uno de los patrimonios más preciados de la Comunidad Autónoma. En cuanto a opciones de rutas a pie hay que destacar las Pasarelas del Vero, ideales para todos los públicos porque tienen muy poca altura y no provocan vértigo. Esta ruta está muy bien señalizada y tiene una duración de unas dos horas. Y, por supuesto, debido a su entorno natural, es un excelente paraje para realizar deportes de aventura como barranquismo, en diversos puntos de la Sierra de Guara. O una bajada por el río Ésera haciendo rafting para quemar adrenalina, actividad para la cual hay guías muy profesionales y no se requiere ninguna experiencia previa.
5 pueblos de Aragón en los que pasar un bonito fin de semana
Vista panorámica de Alquézar. Fuente: www.alquezar.es

 

Cinco pueblos, cinco opciones para toda la familia. Un fin de semana para disfrutar al máximo de alguno de los pueblos más bonitos de Aragón. Además, existen otras opciones como Sos del Rey Católico, Calaceite, Cantavieja, Valderrobres, Mirambel, Rubielos de Mora, Torla, Ansó o Roda de Isabena. Pueblos en los que disfrutaremos del patrimonio cultural y arquitectónico, y del entorno natural que les rodea. Pueblos con gastronomía aragonesa y museos con las tradiciones de la Comunidad Autónoma. Este es un buen verano para visitar y disfrutar de todos los rincones de Aragón.

Publicación
11 de julio de 2021
Categorías
Lifestyle Viajes
Compartir

Todo lo que necesitas en un solo espacio