¡Feliz freak day y viva las películas de culto!

…Vivo en la torre American Gardens, en la calle 81 Oeste, en el piso undécimo. Mi nombre es Patrick Bateman y tengo 27 años de edad.

Me gusta cuidarme, alimentarme con una dieta equilibrada y seguir una rutina exhaustiva de ejercicios. Por las mañanas, cuando tengo los ojos hinchados me pongo una bolsa de hielo en la tez mientras hago gimnasia. Ya consigo hacer mil abdominales…

¿Qué mejor manera de empezar el artículo del Día del Orgullo Friki que con este extracto de la escena cumbre de la película American Psycho (2001)? Christian Bale bordó su papel de ejecutivo agresivo y desequilibrado en esta película de los albores del siglo XXI. En este largometraje se mezclan la realidad y la locura y tiene una banda sonora absolutamente alucinante, que te transporta al final de la década de los 80.

Pero no solo de esta película de culto vamos a hablar, porque la lista es interminable. Hemos seleccionado algunas de ellas, que han envejecido bien, como el buen vino.

Eyes wide shut (1999): la obra póstuma del director americano Stanley Kubrick está repleta de controversia. Desde que se filtró al gran público que se trataba de un filme psicológico y onírico cuya historia giraba alrededor del sexo, todo Hollywood se revolucionó.

¡Feliz freak day y viva las películas de culto!
Imagen: Pixabay

El caso es que nadie podía ignorar las extrañas historias que circulaban por allá, antes de la post producción. Rumores de que Kubrick estaba paranoico, con ciertos comportamientos errantes y de que los productores se enfrentaron a problemas durante el rodaje, que se realizó en un hermético secreto ya desde los preparativos. Los medios nunca dieron mucho crédito a esas historias, pero en vista de algunas cosas que han ido sucediendo, resulta difícil quitárselas del pensamiento. El toque melodramático de que Stanley informara a Harlan, Kidman y Sobieski, de que tenían cierta exposición a un peligro desconocido, después de unos meses de rodaje por separado. Pero, sobre todo, lo que más llama la atención, es la muerte repentina de Stanley mientras dormía, a los setenta años de edad. Los partidarios de la teoría de la conspiración nunca se han liberado completamente de la sospecha de que se trató de un asesinato por envenenamiento. Los temas que se tratan en la película, que relacionan a élites adineradas con rituales satánicos; la doble moral de la sociedad occidental y los perversos secretos que se ocultan en los más altos estratos, son temas delicados, que pudieron enfadar a los poderes fácticos y derivar en una vendetta.

Cube: el terror es un género denostado en el mundo del cine, pero Cube demostró que todavía se podía innovar en el año 1997. Con un set de rodaje minimalista (un solo cubo metálico de 4 metros de altura) se consiguió trasladar la claustrofobia a los personajes. Coordenadas cartesianas codificadas, incompatibilidad de caracteres entre los seis protagonistas, trampas sangrientas y un enorme misterio. Miles de volúmenes filmados en el mismo cubo, cambiando tan solo la tonalidad de la iluminación. Una obra maestra de finales de siglo.

Kpax: esta adaptación de una novela de Gene Brewer llegó a los cines en el año 2002. Kevin Spacey protagoniza a un paciente de un psiquiátrico que dice proceder de un lejano planeta. La escena más memorable tiene lugar en un observatorio astronómico cuando resuelve un alambicado problema matemático con una facilidad pasmosa ante la incrédula mirada de unos físicos. Un filme que se focaliza en la locura, la negación y la construcción de una realidad paralela. Muy recomendable para una noche de sábado.

¡Feliz freak day y viva las películas de culto!
Imagen: Pixabay

Películas de culto del género acción

Las películas de acción no suelen alcanzar la categoría honorífica de película de culto, pero hay algunas excepciones como las dos que mencionamos a continuación.

Asesinos de reemplazo: esta película de Antonio Fuqua (director que años más tarde conquistó la gloria con Training day9 permitió a Chow Yun – Fat representar su mejor papel; su pináculo interpretativo. La otra protagonista es Mira Sorvino; una actriz oscarizada en 1995 como mejor actriz de reparto en Pequeña afrodita.

Toda la película se asemeja a un videoclip con toques de cine negro, con hipnótica música compuesta por Harry Gregson – Williams, y una historia de un asesino a sueldo redimido ante tanta crueldad. Chinatown es el escenario de esta película de 1998 que ya ha alcanzado la categoría de película de culto.

Layer Cake: terminamos con este largometraje estrenado en el año 2004 que muchos aseguran que terminó dándole el papel de James Bond a Daniel Craig. Si te gustan las películas de narcotraficantes con un toque de elegancia british, esto es lo que estabas esperando. Una Sienna Miller que quita el hipo y una potente banda sonora ecléctica te acompañaran durante la hora y 45 minutos que dirigió Matthew Vaughn. Además de un estilo muy cuidado, su historia te mantiene pegado a la butaca y te quedas con las ganas de una hipotética continuación. Se llegó a hablar acerca de una secuela hace como un lustro, pero no se terminó de concretar ¿Quién sabe lo que nos deparará el futuro?

Categorías
Series y Películas
Compartir

Todo lo que necesitas en un solo espacio