Remedios caseros para que el calor no te agobie

El verano está a una semana vista y todos sabemos que con esta estación del año llegan, por un lado, las tardes de terraceo con amigos, las vacaciones y el chiringuito de la playa, pero por el otro, el mercurio se pone por las nubes. Las altas temperaturas son, sin ningún género de dudas, la peor parte de la estación tan divertida. Además, este año y con el elevado precio de la electricidad, los aires acondicionados no son lo más adecuado para los bajos ingresos de gran parte de las familias españolas.

Por ese motivo, en el artículo de hoy en el blog de GranCasa os vamos a dar una serie de consejos y recomendaciones para mitigar el efecto del calor en la capital del Ebro. Básicamente, son remedios caseros que te ayudarán a vivir de forma más confortable en los meses de junio, julio y agosto.

Empezamos, en primer lugar, con los trucos para luchar contra el calor cuando estamos en casa, ya sea durmiendo o a media tarde:

  • Ponte tejidos frescos como y de origen natural como el algodón y el lino. Estas telas son ideales para mantener la temperatura de nuestro cuerpo a la temperatura óptima porque ofrecen una gran transpiración. Por el contrario, las viscosas y poliamidas favorecen una sudoración excesiva y, por lo tanto, son las prendas a evitar. Ese tipo de camisetas técnicas solo se deben utilizar para salir a entrenar, a primera hora de la mañana o al final de la tarde.
  • Al hilo con el final del párrafo precedente, el ejercicio físico debe realizarse lo más alejado posible de las horas centrales del día. El calor fuerte del mediodía es un mal compañero de trote y si entrenamos bajo sus rayos podemos sufrir una deshidratación o un golpe de calor.
  • Ducha refrescante pero no con agua fría: al contrario de lo que muchas personas creen, la mejor ducha refrescante no se toma con el agua fría. El agua fría activa los resortes en nuestro organismo que regulan la temperatura corporal y entonces no logramos nuestro objetivo. Dicho de otro modo, en cuanto nuestra piel toca el agua a 20 grados, por poner un ejemplo, las células comienzan a trabajar para contrarrestar su efecto. Por ello, es más recomendable una ducha con el agua templada, que nos dará un plus de energía y vitalidad. Muy recomendable antes de acostarse.

Remedios caseros para que el calor no te agobie

  • Ventana entreabierta: algunas personas tienen miedo de dormir con la ventana de la habitación abierta y arriesgarse así a coger un resfriado. Puede que tengan algo de razón, pero la solución salomónica y más recomendable es dejarla entreabierta: dos dedos para que corra una ligera brisilla, pero que no permitan que se forme una corriente de aire potente que nos pueda irritar las vías respiratorias.
  • Dale la vuelta al colchón: algunos colchones modernos tienen un lado para la estación invernal, con tejidos más cálidos, y otro lado para el verano con una textura más fresca. Compruébalo en el tuyo y así pasarás mejores noches en pleno mes de julio

Remedios caseros para soportar mejor el calor en plena calle

Con los trucos fáciles y baratos de aplicar que os explicamos a continuación, podrás disfrutar más de la calle en verano:

  • Una gorra: es muy evidente pero mucha gente no cae en la cuenta de que, con una gorra o un sombrero, o una boina de tejido ligero al más puro estilo de los Peaky Blinders, evitamos que el sol se posé en nuestra cabeza. Si el cuero cabelludo no sube de temperatura, los grados del cuerpo se mantienen más estables.
  • Llévate abundante agua fresca. Ahora se venden botellas con doble capa y cámara de vacío que aguantan el agua a temperatura fría durante muchas horas. Si vas hidratando el cuerpo con regularidad, el sistema tendrá muchos mejores medios para lidiar con el calor.
  • Sandalias para ir fresquito. Las botas o zapatillas cerradas no dejan transpirar al pie y por ello es preferible llevar calzado abierto o sandalias. Es una forma excelente de prevenir la formación de hongos y es mucho más cómodo para los días de intenso calor.
  • Ropa clara: al contrario que las prendas con tintes oscuros, la ropa beige, blanca o gris muy tenue disipa los rayos solares como si fuera un espejo. Si alguna vez te has preguntado por qué en Andalucía todas las casas tienen las fachadas encaladas, aquí tienes la respuesta.
  • Ve por la sombra, frecuenta los parques y da los paseos por la mañana. Por la mañana, tras varias horas sin radiación solar, es cuando la temperatura es más agradable. Si además paseas por lugares con plantas como los parques o la ribera del río, entonces el disfrute será doble. Y, por supuesto, escoge el lado de la calle en el que la acera discurra bajo la sombra.

Remedios caseros para que el calor no te agobie

Categorías
Lifestyle
Compartir

Todo lo que necesitas en un solo espacio